Este blog no está subvencionado por la Confederación Helvética.

jueves, enero 31

La perla del Tesino



Lugano, en el Cantón del Tesino, es el tercer centro financiero de Suiza pero también la ciudad de los parques y las flores así como de preciosas villas e importantes edificios religiosos, como la catedral de San Lorenzo. Con su encanto casi mediterráneo y con un clima muy suave, ofrece todas las ventajas de una gran ciudad manteniendo el aire de una pequeña villa, atractivos que la convierten en uno de los principales destinos turísticos de Suiza. Está situada en una bahía en la orilla norte del Lago de Lugano y rodeada por montañas, entre las que destacan el Monte San Salvatore, el Sighignola y el Monte Brè.

El nombre de la ciudad se deriva de la palabra latina 'lucus' que significa bosque sagrado y hallazgos arqueológicos han demostrado que la zona ya estuvo poblada por etruscos y celtas. Durante la Baja Edad Media, Lugano se vio inmersa en una lucha por su control entre Milán y Como, y más tarde entre Milán, Francia y la Confederación Helvética. La villa pasó por muy distintas situaciones de poder hasta que en 1513 se impuso el régimen de los confederados. Cuando los franceses invadieron Suiza, en 1798, abolieron el sistema existente y crearon en la región subalpina el Cantón de Lugano que más tarde recibió el nombre del mayor río de la zona: el Tesino.

Lugano ha sido la ciudad de adopción de innumerables personajes de renombre internacional: Chateaubriand, por ejemplo, tan sólo pasó un día en ella pero le impresionó tanto que dedicó a la ciudad un capítulo entero de su Memorias de Ultratumba. Personajes tan dispares como Nietszche, Bakunin, Bruno Walter, Mina, Alessandor Manzoni o Arturo Benedetti-Michelangeli, la han elegido como lugar de residencia.

Y sin embargo, uno de sus mayores atractivos culturales, la Colección Thyssen-Bornemisza, que durante años pudo verse en Villa Favorita, ya no forma parte de sus encantos. Desde 1992, esa magnífica colección está en Madrid, en el Paseo del Prado, en un espléndido museo que lleva el nombre del Barón Thyssen-Bornemisza.

martes, enero 29

Wörter



wilde kräuter
im
sommergericht

honig

für
lange
winterabende

licht

für
sternenlose
nächte

wörter

heilkräuter
der seele


Romie Lie
(Langnau, Emmental, 1954)

lunes, enero 28

Maestro del oboe

Heinz Holliger (Langenthal, Berna, 1939) es un compositor notable que también se ha atrevido con la dirección de orquesta. Sin embargo, debe su fama y sus mayores éxitos al oboe, un instrumento en el que ha destacado como solista con las principales orquestas del mundo.

Comenzó sus estudios en Berna, con Emile Cassagnaud, y los continuó en París con Pierre Pierlot. Su primer trabajo lo consiguió en la Basler Orchester-Gesellschaft, lo que le sirvió de trampolín para iniciar una brillante carrera internacional como solista. Está en posesión de numerosos premios musicales y discográficos.

El virtuoso oboísta suizo ha grabado todos los conciertos para este instrumento compuestos por Bach, Telemann y Albinoni y tiene en su repertorio casi la totalidad de las partituras barrocas escritas para el oboe. Holliger también ha interpretado las obras que compositores de la talla de Luciano Berio, Elliot Carter, Frank Martin, Hans-Werner Henze, Witold Lutoslawski o Karl Heinz Stockhausen han compuesto para su tímbrico oboe.

Como compositor, la música de Holliger refleja la influencia de los autores con los que ha trabajado. La influencia de Boulez, uno de sus maestros, es evidente en el Mobile, para oboe y arpa, compuesto en 1962. Su inclinación inicial por las técnicas dodecafónicas y de canon han ido dejando paso al ritmo y al simbolismo místico de los números. Su música está compuesta a menudo en relación con un texto que es cantado o utilizado como soporte para la música instrumental.

sábado, enero 26

Ecológicos


Esta semana, en el World Economic Forum de Davos, se han hecho públicos los resultados del Índice de Actuación Ambiental 2008, un informe elaborado por las Universidades de Yale y Columbia (USA)que incluye a 149 países y que se basa en 25 indicadores fundamentados en seis criterios: salud medioambiental, polución del aire, recursos de agua, biodiversidad y hábitat, recursos naturales productivos y cambio climático

De acuerdo con este estudio, el país que más respeta el medio ambiente es Suiza. Hace apenas dos años, los helvéticos ocupaban el puesto nº 16 en esta clasificación que entonces encabezaba Nueva Zelanda. Después de Suiza, aparecen Suecia, Noruega, Finlandia y Costa Rica, mientras que los últimos cinco de la lista son todos africanos: Mali, Mauritania, Sierra Leona, Angola y Níger. España no aparece hasta la posición 30º, por detrás de Chile, Rusia o Albania.

En cuanto a las cifras, Suiza alcanza el 95,5% en el indicador general de actuaciones medioambientales. La cifra sube hasta el 98,9% en el índice de reducción de los efectos medioambientales en la salud y el de la vitalidad del ecosistema es de un 92,1%.


http://epi.yale.edu/Home

viernes, enero 25

miércoles, enero 23

Mann habla de Davos


... la crítica de la terapia practicada en los sanatorios no es más que la fachada, una de las fachadas, del libro, cuya esencia es más bien lo oculto. El doctoral aviso sobre los peligros morales que entraña la cura de reposo y todo aquel siniestro ambiente queda en realidad a cargo del señor Settembrini, ese parlanchín racionalista y humanista que no pasa de ser un personaje más, un personaje humorístico que despierta simpatías, aunque a veces también sea portavoz del autor, aunque no el propio autor.

Lo que aprende [Hans Castorp] es que la salud más perfecta se adquiere mediante las profundas experiencias de la enfermedad y la muerte, del mismo modo como el conocimiento del pecado constituye una condición previa para la redención. 'Para vivir', dice en una ocasión Hans Castorp a Madame Chauchat, 'para vivir hay dos caminos: uno es el común, el directo y correcto. El otro es tremendo, conduce a través de la muerte y es el camino genial'. Esta concepción de la enfermedad y la muerte como estación de paso necesaria en el camino hacia el conocimiento, la salud y la vida, convierte a La Montaña Mágica en una novela de iniciación.

Thomas Mann
(De una conferencia dictada a los estudiantes de la Universidad de Princeton (USA) el 10 de mayo de 1939)

viernes, enero 18

Arquitectura geométrica

Mario Botta nació en Mendrisio, en el Tesino en 1943, se graduó como arquitecto en 1969 y trabajó con Le Corbusier, Carlo Scarpa y Louis Kahn. Desde 1970 tiene su propio estudio en Lugano y muy pronto consiguió atraer la atencion de los críticos y de las mas prestigiosas revistas internacionales de arquitectura con su casa en la Riva San Vitale. (1971-1973)

Tiene proyectos y obras en todo el mundo pero en Suiza hay grandes muestras de su indudable genio, tanto en obras públicas como en proyectos privados. Su trabajo ha sido reconocido con importantes galardones, goza de gran prestigio en todo el mundo y ha sido varias veces profesor invitado en las Escuelas de Arquitectura y de Diseño más importantes Europa, Asia y América.

Entre sus edificios más notables están el Centro Cultural Malraux, en Chambéry, la Bibliotea de Villeurbanne, en Francia, el Banco Gotthard en Lugano, la Catedral de Evry, en Francia, la Galería Watari-Um en Tokio, el Museo de Arte Moderno de San Francisco, el Museo Jean Tinguely de Basilea y la Sinagoga y el Centro para el Acervo Cultural Judío de Tel Aviv.

Los diseños de Botta combinan la limpieza y las formas abstractas del movimiento modernista con la sensibilidad hacia las necesidades humanas y una prodigiosa utilización de los espacios interiores y la luz natural. Los detalles distintivos de sus obras incluyen los volumenes pesados y los acabados externos en ladrillo y cemento.

miércoles, enero 16

Petits paradis


Nous nous sommes cachés.
Le monde était rafraîchi de beauté quand les juges ne
le toisaient plus.
La société était dissoute mais un lacet de fil rouge
m'étranglait si je t'aimais trop.
Cantique des cantiques : mensonge des mensonges !

Car je n'ai jamais su choisir entre l'enfance
et la passion.
Aie pitié

Maurice Chappaz
(Lausanne, 1916)

miércoles, enero 9

Banquero, político y padre

Jacques Necker (Ginebra, 1732 - Coppet, 1804), nació en el seno de una importante familia protestante ginebrina pero se radicó en París desde los quince años, ciudad en la que se convirtió en un importante banquero. Sin embargo, abandonó sus negocios, atraído por las ideas ilustradas (en el salón de su mujer, Suzanne Curchod, se reunían algunos de los intelectuales más destacados de la Ilustración, como Diderot y D’Alambert) y en sus obras atacó las ideas económicas de Quesnay y Turgot, ministros de la Corona, defendiendo una mayor regulación estatal de los mercados.

Sus contactos como prestamista de la Corona francesa y como representante diplomático de la Ciudad-Estado de Ginebra facilitaron su entrada en la política francesa y en 1777 fue nombrado Ministro de Hacienda de Luis XVI, con el encargo de frenar el endeudamiento de las finanzas reales, un cargo del que fue destituído por la presión que ejercieron ante el rey los parlamentos provinciales, temerosos de perder sus privilegios. Aún así, volvió a la política activa en otras dos ocasiones hasta que tras un último cese, en septiembre de 1790, se retiró al Castillo de Coppet hasta su muerte.

Necker fue sin duda un personaje notable y además el padre de Anne-Louise Germaine Necker, Baronesa de Staël-Holstein, Madame de Stäel para la literatura.

lunes, enero 7

Presidente por un año


Pascal Couchepin (Martigny, 1942), será el Presidente de la Confederación Helvética durante el año que acaba de empezar. Para Ms. Couchepin, el cargo no será una novedad porqque en 2003 ya lo había sido y el pasado año ocupó la vicepresidencia del Consejo Federal. Es un veterano de la política suiza que ha sido Consejero de Economía y también de Interior, que en Suiza engloba la sanidad, la cultura, los asuntos sociales y la educación. Pertenece al Partido Radical Democrático (PRD) y es abogado de profesión.

El Vicepresidente será Hans Rudolf Merz (Herisau, 1942), y también miembro del PRD.

sábado, enero 5

Dreikönigskuchen

En Suiza, el roscón de Reyes se llama Dreikönigskuchen. Y también lleva sorpresa.


Ingredientes:

250 g harina de amasar
1 dl de leche tibia,
30 g mantequilla,
10 g levadura fresca
1 cucharada de azúcar
1 cucharadita de sal
1 huevo
láminas de almendra y
1 muñeco pequeñito.


Elaboración:

Se disuelve la levadura en medio decilitro de leche con el azúcar. Se hace un pequeño 'molde' con la harina y se añade la levadura disuelta.Se tapa con un poco de harina y se deja en un lugar templado unos 20 minutos, hasta que se esponje.

Se incorpora el resto de la leche, la mantequilla, la sal y la mitad del huevo batido. Amasar hasta lograr una masa elástica y se tapa con un paño. Se deje reposar hasta que doble su volumen.

Sobre una superficie enharinada se trabajan 8 bolas (1 grande por el centro y 7 pequeñas) y se esconde en una bola el muñeco. Se forma el pastel en forma de flor y se cubre con un paño. Se deja en un lugar templado una hora, y se barniza con el resto del huevo batido. Se cubre con las laminas de almendras y se mete al horno caliente, a 200 grados, unos 20 o 30 minutos.

miércoles, enero 2

Le Mont Saint-Michel


Crete coniche normande, tiere
tanche tesaur, tune soletât di aghis
dute ganzant; e al slusìs l’Arcagnul
intal fluit dal Atlantic tal so aur.
Scjalins luncs, meditatîfs: tanche
un rivâ dibot sul ùs de eternitât,
tal fûc cence ardôrs di un altri timp,
in secui perfets e disferents. Cedis
flôrs a florissin rossis
in te clare gjeometrìe dal claustri.
Chenti si sa cemût che si pues viodi,
cence dibot erôrs,
intal incuintri nût, dome un marilamp,
di curvis tors di clap cul cristal dal cîl.

Agnul di Spere
(Sedean, 1930)

Desde el 06/11/06...