Este blog no está subvencionado por la Confederación Helvética.

lunes, agosto 14

Cine y ópera con acento de los Grisones


Daniel Schmid dirigió siete óperas para los teatros de Zürich y Ginebra, una de ellas el Guillermo Tell de Rossini, porque si uno nace en medio de los Grisones y decide montar una ópera, parece inevitable que sea ésta.

Fue un hombre con una amplia formación en la Universidad Abierta de Berlín, en la que estudió arte y periodismo. Trabajó de actor con Rainer W. Fassbinder - 'Lili Marleen'- y Wim Wenders -'El amigo americano'- antes de dedicarse él mismo a dirigir, producir y escribir los guiones de 15 películas, por las que obtuvo el reconocimiento del público suizo y alemán. Películas en las que dirigió a Geraldine Chaplin, Gerard Depardieu o Lucia Bosé.

En 1984, estrenó 'Il Bacio di Tosca' en el Festival Internacional de Cine de Locarno, un documental sobre la 'Casa Verdi' de Milán, una institución que alberga cantantes de ópera jubilados y con pocos medios, entre los que se encontraba Giulietta Simionato, y que es una de sus obras más conocidas fuera del ámbito germano.

Schmid, que en los últimos años residía entre París y Ginebra, regresó este año a Flims, su pueblo natal, para morir el pasado 5 de agosto a los 64 años, víctima de un cáncer.


No hay comentarios:

Desde el 06/11/06...