Este blog no está subvencionado por la Confederación Helvética.

martes, noviembre 7

El tour del Mont Blanc

El Mont Blanc, con 4.807 metros de altitud, es la montaña más alta de los Alpes pero no de Europa, ya que el Monte Elbrús, en el Cáucaso Central, lo supera en 835 metros.

Se encuentra en los Alpes Grayos, en un macizo que tiene 7 valles, 71 glaciares y territorio en tres países: Francia, Italia y Suiza. En la vertiente francesa se localiza el mayor número de glaciares, la italiana pasa por ser la más abrupta y en la suiza están las montañas menos elevadas y las mayores extensiones de pradera alpina.

El Tour del Mont Blanc es una ruta de senderismo que da la vuelta al macizo del Mont Blanc y que se realizó por primera vez en 1767, se popularizó después de la I Guerra Mundial, con la llegada del tren a la zona, en 1955 se publicó la primera guía del recorrido y en la actualidad, está señalizado de manera primorosa con marcas rojas y blancas en la parte francesa y con carteles en la italiana. En Suiza, utilizan rombos amarillos en los valles y tres rayas, blanca, roja y blanca, en las zonas de montaña.

En total son 160 kms. que pueden hacerse, sin agobios y con la preparación adecuada, en 9 días, con una media de seis a ocho horas diarias de caminata. Se garantizan refugios pintorescos y vistas de las que no se olvidan, sin necesidad de cargar con la cámara de video, pero no vayan buscando la soledad de la montaña, el tour del Mont Blanc, en verano, está tan concurrido como el Camino de Santiago en Año Santo y con mal tiempo no es muy prudente hacerlo. Es muy frecuente encontrar grandes colas para acceder al teleférico del 'Grand Capucin' o al de la 'Aiguille du Midi'.


Su punto de partida más habitual es Chamonix, en la Alta Saboya francesa, a 16 km. de Suiza por el Col des Montets y a 15 km. de Italia por el túnel del Mont-Blanc, pero nada impide empezarlo en Courmayer, en el Valle de Aosta italiano. En cualquiera de las dos ciudades se puede encontrar toda la información para hacer el tour en las mejores condiciones y contratar guías si no se es un avezado senderista.

2 comentarios:

amelche dijo...

Nosotros no andamos tanto, pero sí que había un gentío tremendo. Un hombre que hablaba en francés, con el que nos cruzamos por la montaña, dijo que parecía "un bulevard".

http://amelche.blogspot.com/2008/08/los-alpes.html

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

Desde el 06/11/06...